jump to navigation

Celos, fama e insólitas historias: La película que se vive fuera del set de “Los 33” February 14, 2014

Posted by juanpablorabaworld in Los 33 (The 33, 2014), Noticias.
Tags: , , , , , , , , , ,
trackback

13 de Febrero 2014

Mineros están enojados porque Mario Sepúlveda se roba la película… “Fue por gritar Viva Chile frente a las cámaras”, alegan.

El cuidador de la mina San José cuenta que todos los días llega gente a visitar el lugar creyendo que es ahí donde se está rodando “Los 33“, la cinta que narra la historia del dramático rescate de los mineros atrapados.

El público pregunta dónde está Antonio Banderas y Mario Casas. Sobre todo este último. La gente quiere ver a los actores y ,como las oportunidades son escasas, las especulaciones en torno a su paradero cunden como el calor en este desierto.

Unos de los visitantes que llega a la mina asegura que Banderas se está hospedando en un lugar secreto. “Él está en un exclusivo hotel al medio del desierto. Nadie puede llegar al lugar. Es sólo para famosos”, dice.

Otra persona cuenta que vio a Mario Casas mientras se relajaba en el casino del Hotel Antay -donde se queda la mayoría del casting- y que estaba bastante enojado porque un día la prensa lo captó jugando. Como sea, el asunto es que en esta zona nortina los mitos, historias y vanidades, dan para otra película. O, al menos, varios cortometrajes.

Mi amigo Antonio

Luis Urzúa, jefe de turno y último minero en ser rescatado (interpretado por Lou Diamond Phillips), va regularmente a la mina San José para que los turistas puedan conocer, de su propia boca, cómo fue el encierro. Pide que no se olvide su historia y la sus compañeros.

Urzúa cuenta con tristeza que él, y el resto de sus camaradas, no fueron invitados a participar de las grabaciones que se están realizando en el país hasta el 13 de marzo, fecha prevista de término. Si quisieran no podrían ni entrar al set.

El único minero que la producción del filme sí aceptó fue a Mario Sepúlveda, más conocido como “Súper Mario”. Y eso ha terminado de dividir al grupo. “Fue por gritar Viva Chile frente a las cámaras. Se ha olvidado un poco la historia. El que mandaba allá abajo era yo”, explica Urzúa decepcionado.

Tiene un punto. Sepúlveda es, sin duda, el favorito del equipo. Kate del Castillo, actriz mexicana que personifica a la esposa del minero en cuestión dice que “no hay nada que no queramos de él. Es divino, abierto y nos ha ayudado mucho para entender la psicología del personaje. Además es mi marido”, ríe ajena a lo que sucede entre los mineros.

“Súper Mario”, en tanto, afirma que a él le gustaría que todos sus compañeros estuvieran ahí, pero que, finalmente, le tocó a él. “El equipo es súper bueno. Me tienen harto cariño. Yo creo que porque digo lo que siento. Soy honesto. No ando con rodeos. Ahora estoy trabajando con los que van a ser extras. Yo ayudo. Les llevo agüita y si la señora está cansada, le llevo un asientito”, explica al ser consultado sobre su popularidad.

Y mientras termina de fumarse un cigarro y de hablar con su esposa por teléfono, cuenta que con Antonio Banderas -quien lo interpreta en la cinta -ya tienen una estrecha relación. “El es buena onda. Buena persona. Vez que me ve echamos la talla, nos reímos. Yo sé que Antonio está haciendo un buen trabajo. Además es un personaje detrás de las cámaras. Extraordinario. El otro día se reía porque me dijo que cuando termine la película tendrá que ir derechito al psicólogo. Es que yo soy loco”.

Alexis Sánchez (cómo no)

Mario Casas ha causado furor. Y el equipo lo sabe. En un almuerzo realizado en el restaurant “Legado”, ubicado en la calle O’Higgins de Copiapó, el productor de la cinta, Edward McGurn muestra sus registros audiovisuales asombrado por la locura que desata el protagonista de “Tres metros sobre el cielo”.

En su smartphone tiene un par de videos de su visita a La Moneda el 31 de enero pasado, en el que se ve la camioneta que llevaba a Casas siendo perseguida por fanáticas. “En el hotel de Santiago casi nos matan las fans de Mario. Traspasaron seguridad y se metieron hasta el ascensor. Querían cualquier cosa de él”, dice riendo.

Casas se toma las cosas con calma. De hecho dice que extraña España y a su familia. “Es que es un muy buen país para vivir”, explica el actor, quien además es fanático del Barcelona y de Alexis Sánchez. “Lo ha hecho muy bien en las últimas dos temporadas. Es un gran jugador”, cuenta, mientras Kate del Castillo le pide a la prensa que lo deje tranquilo para que almuerce y se tome el pisco sour que pidió de aperitivo.

Y sobre su experiencia como minero atrapado dice que “había una sensación que deprimía. Eso de estar bajo tierra provoca una sensación muy fuerte. Ellos pasaron mucho calor. Nosotros pasamos más frío. Realmente fue muy duro lo que tuvieron que pasar. Al final, los mineros, se han convertido en héroes para los actores”.

Piñera y Obama, misma cosa

Bob Gunton asegura que el papel más importante de su carrera fue el de Warden Norton en la premiada “The Shawshank Redemption” (1994). Sin embargo, el actor que estará a cargo de dar vida al Presidente Piñera señala que este rol no lo deja indiferente. “Me genera mucha empatía alguien que cuando llegó al poder tuvo que enfrentar un gran terremoto y luego el drama con los mineros. Pudo decir «es una mina privada». Pudo decir «lo lamento». Eso, quizás, hubiese significado la muerte de los mineros. Él puso todos los recursos en el rescate. Admiro ese coraje. Es como cuando el Presidente Barack Obama fue tras Osama bin Laden. El no sabía si era algo seguro, pero sí sabía que era lo correcto”.

Cuando termine el rodaje, Gunton – admirador de los vinos nacionales – dice que quiere conocer Santiago.

Actor supera sus penas de amor

 En pleno desierto hay una carpa instalada con un televisor dentro. En unos minutos la producción de “Los 33” mostrará a un grupo de prensa extranjera y nacional cerca de cuarenta minutos de rodaje en bruto de la cinta que luego será editada por la directora, la mexicana Patricia Riggen.

En la pantalla se ve al colombiano Juan Pablo Raba (quien interpreta al minero Darío Segovia) abrumado por el encierro. En otra imagen, se ven los mineros un poco más repuestos -luego de que se les enviaran víveres y utensilios de aseo desde el exterior-, luciendo rosarios en sus pechos. Finalmente, viene uno de los puntos cúlmines: La imagen de Lou Diamond Philips (Luis Urzúa), solo en la mina ya evacuada, derramando lágrimas mientras ingresa a la Cápsula Fénix para finalizar con éxito la operación San Lorenzo.

Marco Treviño -quien encarna al minero evangélico José Henríquez-relata que en varias ocasiones los actores han llorado en el set. Pero cuenta que, para él, han sido tres las escenas más emotivas: “Hay un momento donde recordamos a nuestras familias que están arriba, siendo que el sustento económico del hogar depende de nosotros. Y tú no puedes salir de la mina”, explica acongojado.

“Otra secuencia trata de la impotencia, la rebeldía contenida. ¿A quién le ibas a reclamar allá abajo? Eso nos golpeó a Juan Pablo (Raba) y a mí. Hay otra escena sobre los momentos previos a que nos descubrieran, estábamos seguros que íbamos a morir”, resume emocionado el actor. Treviño está especialmente sensible porque, cuenta él, se separó de su esposa hace ocho meses y su participación en “Los 33” le ha servido de catarsis y de espacio para replan tearse lo que es realmente importante en la vida.

Elvis Presley y The 33

 El set que se construyó a 20 minutos de Copiapó consta de tres domos, una serie de tráileres, baños químicos, cables, luces y un carrito de comida que ese día ofrece pechuga de pollo a la plancha, berenjena apanada, suspiro limeño y papas mayo. Alrededor: el desierto.

Desde la producción revelan que en la cinta se mostrará Chile de norte a sur y que la banda sonora incluirá dos temas de Elvis Presley. Uno de ellos será “Jailhouse rock”. Edward McGurn, por otro lado, cuenta que antes de ayer grabaron unas escenas de María Segovia – rol a cargo la actriz francesa Juliette Binoche – en la recreación del Campamento Esperanza. Juliette, a todo esto, no se vio en todo el día de hoy. “A las dos de la mañana vino la niebla y las imágenes con Juliette quedaron hermosas. En los próximos días grabaremos el rescate del último minero”.

Más tarde aparece Mike Medavoy, productor general de la película, con un gorro que dice “The 33” asegurando que la cinta no durará más de dos horas con diez minutos y que “no es un documental. Es una película con 33 visiones diferentes”.

Pero el filme no es sólo guión. Hay mucho dinero invertido en efectos especiales y los productores anuncían, orgullosos, que los encargados de éstos serán los ganadores del Oscar por su trabajo en “Hugo”(2011). Entre ellos, está el reconocido supervisor de efectos visuales, Ben Grossmann, nominado este año al mismo galardón por “Stark Trek: Into Darkness”.

Ni una palabra

Cerca de las seis de la tarde aparece una camioneta con Rodrigo Santoro al interior. La prensa brasileña se emociona al verlo y se apresta a hablar con él aunque sea unos minutos.

Sin embargo, el actor no se da por enterado y la producción anuncia que no habrá entrevista con el astro brasilero. “Esta ocupado”, dicen, mientras sus compatriotas no entienden cómo es que han venido hasta aquí y no pueden tener un par de declaraciones de unos de actores cariocas más famosos en Hollywood.

Fuente: lasegunda

Comments»

No comments yet — be the first.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: